El actor Javier Hernández manda este mensaje años después de terminar la serie en TV.